sábado, julio 01, 2006

¿Para qué sirve educación física en la secundaria?


Qué se yo para que sirve. Desde mi ingenuidad siempre pensé que su función era presentarles a los chicos alternativas deportivas para que conocieran todo lo bueno de la actividad física y después siguieran practicándola.

En mi época no era así. En mi escuela se enseñaba voley y pelota al cesto (sí, hablo de fines de los '70). Un día nos mostraban algo nuevo, a la clase siguiente lo tomaban. Por supuesto, a menos que ya hubieras practicado ese deporte, o tuvieras un talento natural para el mismo, o todo junto el camino natural era el fracaso. Ser ignorada y a veces humillada por la profesora de turno por no poder aprender una nueva jugada con sólo verla una vez.

Tampoco tenía nada que ver si practicabas o hasta eras brillante en algún otro deporte. Eras un fracaso ambulante por no enloquecerte por atrapar una pelota. En realidad, ¿qué sentido tiene pelearse todos por una pelota? ¡Compren más! :-)

En mi caso personal, mi vida extraescolar durante la secuandaria la dedicaba a entrenarme y competir en gimnasia rítmica. Representé a Vélez y a GEVP en metropolitanos y nacionales, pero eso no contaba. No era hábil para hacer un remate con la pelota de voley. Merecía estar entre "las peores de todas" y estar siempre a punto de llevarme "gimnasia".

Casi no tengo fotos de esos años (era difícil sacar fotos en moviento). Por supuesto, que seguí haciendo actividad física. Me pasé a la gimnasia artística y maravillosa ;-) gimnasta que ven en las fotos soy yo en el Budding Gym este verano.

Pero esta historia no tiene un final feliz (un poco de supenso). Yo pensé que con todos los cambios que sufrió la educación en los últimos años. ESO también había cambiado. Pero no. Mi hija está en 2º año. Cambió el escenario. Ahora el drama transcurre en Ciudad Universitaria. Cambió el deporte. Ahora el problema es que no es hábil con el palo de hockey.
El resto es la misma historia. No sirve que Ailén sepa nadar, haya practicado gimnasia artística, patinaje sobre hielo ,sea muy buena en trapecio y ahora juegue al tenis. No tiene un talento natural para captar al momento una jugada de hockeyy eso hace que vuelva sientiéndose "yo, la peor de todas" de las clases y que analice si vale la pena seguir tratando o directamente se la lleva a diciembre.

Si no fuera que no lo creo intencional, diría que el objetivo de las clases de eduación física de la secundaria son que uno ODIE con toda su alma el deporte y no se le ocurra practicarlo nunca más en su vida. Si esa no es la meta, me parece que están mal planteadas.



Me despido en una pirueta :-)

3 comentarios:

vane dijo...

como siempre!!! me matan tus piruetas!!!!!
sobre el tema, que decirte, me senti identificada!!!! yo era buena con cualquier cosa distinta a las pelotas! cintas, aros, esquemas (que palabrita!!!) resistencia, correr.. pero no voley ni pelota al cesto! y bueh! la unica vez que fui a un recuperatorio, fue de saque de voley!!!!!!!!
jajajajaj!!!!!!!!!!

besos

lauraBaires dijo...

Idem... Y me sentía tan soquete y tan acomplejada, que cuando de lástima me pusieron en el equipo de voley de la escuela (era mi sueño), para salvar mi orgullo me vendé la mano porque sabía que echaría raíces en el banco de suplentes durante todo el campeonato. Retorcida yo?

Realmente, la educación física siempre fue foco de baja autoestima en mi vida. Pero ahora, leyendo tus comentarios, deduzco tiene que ver con el mal planteo desde la escuela.

No haberte leído antes!!!

El Canilla dijo...

llegué tarde a tu blog. No lo he leido todo, pero este tema me resultó cercano.

Soy un tronco en el fútbol, por lo tanto, un tronco en gimnasia toda la secundaria.
Eso si, jugué varios años al water polo, pero claro, eso no es ser hábil.
Formas ocultas de la...discriminación.