jueves, agosto 16, 2007

Lo consulto con mi marido y les contesto

Ese sofá podría ser...es justo lo que queremos. Me parece que quedaría super bien perpendicular al otro.

- ¿Me podés decir cuánto sale?- le pregunto al vendedor.

- 4500$

¿Quéeeeee? ¿4500$? ¿El cuero se lo sacaron a vacas alimentadas exclusivamente con chocolate Milka y los clavos son de titanio?

- Es de cuero ecológico -remata el vendedor.

O sea, encima es de plástico.

- Bueno-digo con mi sonrisa más encantadora-lo consulto con mi marido y en todo caso, vuelvo.

Como si fuera a consultarlo cada vez que compro algo. Como si fuera a comentarle algo más que "no sabés cúanto me pidieron por un sofá". Pero como excusa es perfecta y me siento tan ingeniosa por usarla que el otro día se lo comenté a una amiga.

-Claro, yo también la uso- me respondió. Y eso que no tiene marido.

22 comentarios:

La Maga dijo...

Alicia:
Nunca, pero nunca hay que subestimar a un vendedor
saludos

La otra parte de mí dijo...

jjja,tal cual!!es la excusa más usada pero me imagino que los vendedores también la saben,jajja...besos.
p.d:están relocos!!un sillón de plástico a 4500 pesos?por Diosss!!!

Alicia R. dijo...

La maga, tampoco hay que subestimar a una persona decidida a que no le enchufen nada que no quiera. Pero ya lo sé. Mi marido es vendedor. Un beso.

LOPDM, y yo que me creía tan original ;-)

Rossana Vanadía dijo...

Se los digo a los que me ofrecen tarjetas de crédito. Todo el tiempo. A los ambulantes le digo, desde la oscuridad de la cortina: la señora no está. Que vuestro Señor me lo perdone.

Ana dijo...

Ay! yo no puedo superar los restos inútiles de un cierto feminismo que tenía de joven, las pocas veces que lo uso me queda un retrogusto a bronca. Y a mentira, porque consultaba más o menos como tú, pero la mentira era lo de menos, je.

Ana C. dijo...

Yo también la uso, pero es cierto, los vendedores se dan cuenta. Es la excusa de última instancia.

Alicia R. dijo...

Rossana, ¡ese es otro clásico! No te preocupes, seremos perdonandas. Un beso.

Ana, yo fui perdiendo a razón de 5,28%/año de feminismo a partir de mi lejana juventud. No sé cuánto me queda. Besos.

AnaC, por supuesto. La idea es irse rápido, no quedar bien.

Gioconda dijo...

Jejeje esa excusa es buenísima, yo tampoco tengo marido y la usé varias veces.

Buen post!

Saludos

Hurricane dijo...

Obviamente no voy a presentar una escusa similar. En esos casos a mi me gusta poner cara de interés y preguntar "¿hasta que hora está abierto el local?" ... "ok, nos vemos"

Alicia R. dijo...

Gioconda, o sea que yo no soy original. Y mi amiga tampoco :-) Saludos.

Hurricane, bueno supongo que "lo voy a consultar con mi esposa" no tiene las mismas implicancias. Besos.

*cyn* dijo...

es para que el pobre vendedor diga: otra mas que lo consulta con el marido!

si supiera...

Bebe dijo...

Alicia, no sos nada original, yo tambien la uso, y muuuuuy seguido, sobre todo cuando me pasan un presupuesto por telefono
Deberiamos cambiar de excusa ya que seguro no nos creen na de na

TEA CUP CLUB dijo...

Voy a seguir recorriendo tu blog, no me queria ir sin dejar una notita rapidito, me parece interesante y por aca nos seguiremos leyendo.

Veronica

Alicia R. dijo...

Cyn, es para que el vendedor diga: "otra más que usa la misma excusa". Besos.

Bebe, si ya sé, lo mío es un cliché. Un beso.

Verónica, gracias por la visita y la notita :-)

miroslav panciutti dijo...

Pues no sé por qué la excusa complementaria no os parece equivalente. De hecho, en situaciones similares yo la he usado; "tengo que consultarlo con mi mujer".

Por cierto, también necesito comprar un sofá. Me he visto ya muchos y, como suele occurrir, el que más me gusta es uno de los más caros: 3.900 € (bien es verdad que es bastante grande e "italiano"). La vendedora, cuando le expuse mis dudas por el precio (en un ingenuo intento de lograr una rebaja, pese a que ya está rebajado) me dijo muy seria: el sofá es una de las piezas con las que no hay que escatimar. Pues bueno ... No lo he decidido todavía pero creo que voy a comprarlo.

Alicia R. dijo...

Miroslav, no es que no se pueda usar,pero aquí y ahora no suena bien. Con respecto al sofá, te aconsejo hacerle caso a la vendedora. Ellos siempre velan por el interés de los clientes. O venir a comprarlos acá. Están mucho más baratos. Por 3.900 euros debería incluir una señorita que haga realidad todas tus fantasías sexuales. Saludos.

fiorella dijo...

Nunca la use mientras estuve casada,para salir del paso quizàs un,"despùes veo...gracias".UN beso

Alicia R. dijo...

Fiorella, sos más sincera que la mayoría :-) Besos.

Pumplafiz! dijo...

Yo también la uso! Es infalible!

Alicia R. dijo...

Pumplafiz!, nos permite una retirada digna. Besos.

Rosario dijo...

En serio la usan todas??? JAJAA, y yo aca, a decirte que gracias por la buenisima idea! Bue, voy a intentarla igual. Suena mejor que "voy a pensarlo".... quien "piensa" cuando compra??

Alicia R. dijo...

Rosario, vas a ser parte de la mayoría ;-) Besos.